Páginas vistas en total

martes, 21 de diciembre de 2010

" Porque un silencio vale mas que mil palabras"

Algo muy importante que he aprendido, es escuchar mi propio silencio; no de una forma obligada ni un silencio por necesidad por que estés solo, todo lo contrario, un silencio buscado, a veces incluso deseado. Un silencio que marca las pautas de lo que viene detrás, de las miradas, de esos comportamientos incómodos que sin querer se nos escapan e inconscientemente creemos no mostrar.
Ahora me doy cuenta. Realmente es una desgracia ya que vivía con esa ingenuidad del no saber escuchar que me apartaba de las criticas y vejación de un montón de cotorras que se reunen a ver quien puede criticar mas "a quien no esta presente". Prefiero el silencio.
He aprendido mucho de la vida y de la gente, se que los sentimientos hay que amarrarlos muy de cerca, ser firmes y no mostrarlos. Cualquier signo de debilidad es tu perdición.
Ni las risas ni las charangas a costa de otros van conmigo, por eso prefiero el silencio; ese silencio que me permite ver, oír y saborear la esencia de mi misma. Cuando te acostumbras al silencio, comienzas a oírte, a saber lo que esta en tu interior.

Deberíamos aprender del silencio y así seriamos capaces de escuchar de verdad a los demás.


No hay comentarios:

Publicar un comentario