Páginas vistas en total

martes, 12 de septiembre de 2017

LA POLÍTICA EN MICRO JUEGO DE TRONOS




¡Decepcionada de la política! es decir poco.
Cada vez que intento comprender la política municipal de mi pueblo, siento que me alejo cada vez más de poder entender todo lo que sucede.
Para quién no me conozca, vivo en un municipio de la cuenca mediterránea, con vistas a la montaña, donde convivimos unos 18.000 vecinos (más o menos).
Desde siempre mi pueblo a estado gobernado por el PSOE frente al PP, que hasta ahora eran los dos grandes que se repartían la mayoría de votos. Con la entrada de los nuevos partidos, la composición quedó: 7 PSOE, 6 PP, 2 Compromís, 1 IU-EV-S y 1 C's.

He sido votante del partido socialista desde siempre pero a partir del 15M, mis gustos e ideología se acercaban más a la política de Podemos. 
En un principio, tenía ilusión con el "pacto a la Valenciana", pero a estas alturas, después de conocer más de cerca el pacto y a sus gentes, ya no estoy tan contenta, es más, quizás estoy hasta un poco decepcionada, pero este es otro tema.

Con el apoyo de IU, como he dicho antes, gobernaba con soltura el PSOE. Ahora es un poco más complicado.
"Quien por entonces tenía que estar, no estaba, y el que estaba, ha dejado de estar".
Unos pactos y unas conversaciones entre ellos que a pie de calle no entendemos y que han llamado "el pacto de la Torre del Virrey", y viendo como están las cosas en mi pueblo me pregunto, ¿a quién beneficia que este sin sabor político a raíz del pacto siga creciendo?
¡Quizás a los partidos de siempre!
(Lo que tengo claro es que ni a Compromís, ni a IU-LV-S, ni a C's. ¿o quizás a alguno de ellos?)

Si partimos de que hace dos años no comprendimos la postura de Compromís de no entrar a formar parte del tripartito, ¿como vamos a entender los acuerdos, negociaciones, conversaciones y demás de un pacto donde, después de 20 años se deja fuera del equipo de gobierno a IU y se sustituye por Compromís?
Los principios de este nuevo pacto son el bien común, el bienestar de las personas bajo los criterios de transversalidad, transparencia, diálogo, negociaciones, lealtad institucional, consenso y participación social. ¿Y antes?
(Doy fe de que muchas de estas premisas se han perdido por el camino, no existen o ya no son importantes)

Al final este "juego de tronos" de nuestro ayuntamiento por una lucha de poder y mangoneo, ha servido para que la decepción entre los ciudadanos crezca y crezca, llegando hasta el punto de no saber a quien queremos votar. Acabaremos volviendo a un bipartidismo en toda regla, y si no al tiempo.

No, nuevos políticos, esto no es Juego de Tronos. La mayoría de los ciudadanos no estamos dispuestos a jugar con unas cartas que están marcadas.
Quedan dos años por delante, pero mes tras mes, pleno tras pleno crece la decepción.
A los de siempre os conocemos pero ¿y los nuevos partidos? Ya vamos conociendo vuestras virtudes y vuestros defectos, esa cara oculta donde el trato a los vecinos, el uso ofensivo y abusivo en las redes sociales, el vapuleo a aquel que no está de acuerdo, la mentira y la utilización de un poder que es nuestro, tanto de los que os han votado como de los que no, os pasará factura tarde o temprano.

En fin, creo que prefiero volver a lo de antes, los "descalificativos momentáneos y luego tan amigos", porque lo que habéis creado entre todos es un circo, una política zancadilla, una política agresiva, descalificante y torpe, donde el que no piensa igual no tiene derecho a participar, a ser inteligente o a entender y pretender transparencia.

                                  REFLEXIONEN...

Yo ya lo he hecho y me bajo de este tren. Esperaré en la estación a la llegada de ese tren más entrañable, más leal, con principios, no necesariamente nuevo, donde las palabras sirvan para enriquecer a todos por igual y no a unos pocos como siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario